THE TALE OF THE FOX AND THE CRANE

The Tale of the Fox and the Crane  (El cuento de la zorra y la grulla en castellano) es una instalación de art games para jugar con la Kinect, la cámara que sensa el movimiento del cuerpo. La mecánica del juego combina elementos de juegos tipo sidescrollers y de aventuras. El proyecto propone una experiencia claramente instalativa. La clásica pantalla de la computadora o monitor se sustituyen por una enorme proyección en la pared para propiciar la inmersión de las personas que juegan  en el paisaje natural representado en los fondos del juego. The Tale of the Fox and the Crane se puede jugar tanto  individualmente como en dúo. Este proyecto se inspira en el concepto japonés de Kitsune no Yomeiri, una leyenda popular y motivo de representación que hace referencia al vínculo entre dos fenómenos: la lluvia en un día soleado y las bodas de los zorro. Se supone que estos dos fenómenos entrelazados producirán una procesión de antorchas que se desplazará por laderas de una montaña, por la noche, a la manera de fuegos fatuos. The Tale of the Fox and the Crane es una historia de amor entre un zorro y una grulla basada en su simbología en los mitos y el arte japoneses.

Durante el juego, la persona jugadora debe unirse a la narración para promover la historia de amor entre los dos animales: primero, explorando e interactuando con la naturaleza (para promover, a través de las fuerzas naturales, la unión de los dos seres) y, después, interactuando con la pareja, para llevar a cabo acciones que profundicen en su amor.

El juego cuenta con ilustraciones pictóricas y técnicas mixtas de animación tradicional y Cut Out.

The Tale of the Fox and the Crane fue originalmente comisionado por Lujan Oulton para la edición del 2015 de Game On, El arte en juego. Se presentó ese mismo año en el Centro Cultural General San Martín, en Buenos Aires, Argentina.

 

*Créditos

Idea, producción general, diseño y producción artística: Laura Palavecino

Programación: Diego Juodziukynas

 

Link al juego